Los unicornios mexicanos y las nuevas oportunidades de inversión en México
Este último año y medio hemos pasado por una temporada difícil, tanto social como económica.
Lunes 29 de noviembre de 2021

Afortunadamente ya podemos ver la luz al final del túnel y podemos notar cómo poco a poco el mundo se va recuperando y nuevas oportunidades comienzan a aparecer.


México por fin se ha convertido en un país donde se han creado varías empresas unicornio. De acuerdo con el reporte de Fintech Radar México el sector financiero de startups se incrementó en un 50% durante estos últimos dos años. Debido a la pandemia el e-commerce y los servicios financieros digitales siguen creciendo de forma acelerada y cada vez hay más startups ofreciendo mejores servicios que las grandes empresas. De acuerdo con el Transactional Track Record los sectores que más incrementaron su rentabilidad durante la época de pandemia fueron: el financiero y de seguros, los de tecnología y los de internet. Para los emprendedores o cualquiera que tenga ganas de invertir se están abriendo muchas oportunidades en estos mercados.


Un buen ejemplo de estas empresas que han aprovechado la industria tecnológica es Jüsto, uno de los primeros supermercados en línea en convertirse en unicornio en el país. En el sector financiero Clip que ofrece servicios para pagos con tarjeta ha alcanzado el valor de más de dos mil millones de dólares. Kavak, la empresa dedicada a la compra-venta de autos usados también ha sido valorada en más de 4 mil millones de dólares y es una de las empresas que más han creado empleos en los últimos años. Además muchos inversionistas extranjeros están volteando a ver a los empresarios mexicanos para ayudarlos a darles forma y potenciar estos proyectos.


Para algunos, los mercados financieros digitales y las criptomonedas pueden parecer más atractivos, claro que estas son más difíciles de abordar por la cantidad de riesgos que corres al invertir en ellas y la inestabilidad que normalmente las acompaña, especialmente si no es algo que entiendes. Sin embargo, nuevas leyes y regulaciones en estos mercados están siendo implementadas, dándole más oportunidad a los nuevos inversionistas de ganar más sin asumir tantos riesgos.


Por otro lado han surgido nuevas oportunidades para los emprendedores y ahora debido al COVID y a la falta de empleos formales, muchos han decidido convertirse en sus propios jefes, tomando el camino del emprendimiento. Este es uno de los caminos que requieren de mayor esfuerzo y a la vez pueden ser muy riesgosos, pero al final podría ser el más satisfactorio de manera personal y el que más frutos te podría dar económicamente.


De cualquier forma y más allá de la preferencia de cada quien, este es un gran momento para invertir o hasta arriesgarse a emprender en nuevos mercados, buscar inversionistas o crear nuevos proyectos que se identifiquen con el nuevo contexto y los consumidores de ahora. Al ofrecer más y mejores servicios también aportamos a la competencia de mercado y al desarrollo de una economía más saludable en el país.


Top