Tel Aviv es una potencia en startups y México debe aprender esa experiencia
Actualmente, la capital israelí es uno de los centros tecnológicos más importantes del mundo y sus lecciones pueden aportar al ecosistema mexicano y latinoamericano.
Jueves 15 de septiembre de 2022

Tel Aviv, Israel - Tel Aviv se convirtió en un centro tecnológico donde las startups nutren el campo de la innovación y debido a ese potencial, Intel está invirtiendo para cosechar buenos resultados y que otros mercados emergentes, como México y Latinoamérica, aprovechen su potencial en el sector tecnológico.

De acuerdo con datos del Centro Nacional de Startups de Israel, 2021 fue un año récord para el panorama tecnológico, pues recaudó más de 25,400 millones de dólares, una cifra que representó un crecimiento del 136% en inversiones de capital respecto al 2020 y además superó el aumento global promedio del 71%.

En este sentido, Zack Weisfeld, vicepresidente y gerente general de Intel Ignite -una aceleradora corporativa de startups que nació en 2019 en Tel Aviv-, destaca que “hay mucha disrupción en las startups del mundo. Mucho del trabajo que han hecho grandes empresas surgió de startups o adquisiciones de las mismas”.

Para entrar en este programa, Weisfeld resalta que no es necesario que las empresas estén inmiscuidas en un área similar al de Intel, como los semiconductores, pues se trata de que ambas compañías se relacionen y aprendan entre ellas.

“Necesitamos estar conectados con estos creadores y ayudarlos a construir las tecnologías del futuro, además de que ambos aprendamos en el proceso”, explica el ejecutivo, quien resalta que a través de esto también se da un cambio de cultura al interior de las startups.

Actualmente, Intel Ignite existe únicamente en tres ciudades del mundo: Tel Aviv, en Israel; Múnich, en Alemania; y Boston, en Estados Unidos; sin embargo, el ejecutivo no descarta que este esfuerzo se expanda a otras urbes que sean centros tecnológicos.

Algunas de las características fundamentales que la empresa busca en las ciudades para invertir en sus startups es que haya “ecosistemas disruptores” donde la cultura de riesgo ocupe una posición importante y se combine con una base de talento en el área, una comunidad de inversores y empresas multinacionales interesadas en el proyecto.

Respecto a México y Latinoamérica, Weisfeld menciona que si bien se trata de mercados emergentes para el ecosistema de las startups, su crecimiento los está poniendo en una posición más relevante.

Según datos de la Asociación para la Inversión de Capital Privado en América Latina, en 2021 México se ubicó como el segundo mercado más importante de la región con 159 ofertas que alcanzaron los 3,571 millones de dólares sólo por detrás de Brasil, donde sus 419 ofertas sumaron 7,570 millones de dólares. “Es genial ver el crecimiento, pero aún no es suficiente comparado con otros ecosistemas. Toma tiempo”, puntualiza.

Estas son las razones detrás del éxito tecnológico de Tel Aviv

La firma de análisis, Statista, apunta que el mercado de las startups en Israel se ha valido de tres elementos para su crecimiento: uno es que el gobierno está invirtiendo en subvenciones a la innovación, específicamente en nuevas empresas y desarrollos de tecnología.

El segundo es que el sector tecnológico es uno de los más competitivos en el país, con salarios que doblan el promedio nacional. De hecho, se ha convertido en un centro tan importante que ya es conocido con el apodo de Silicon Wadi (Silicon Valley, en árabe)

Y el tercero es que Israel es uno de los países que más invierte en investigación y desarrollo de tecnología como parte de su PIB, especialmente en lo referente a Inteligencia Artificial, pues en 2021 este sector tuvo un financiamiento de 4,690 millones de dólares.

Un ejemplo de este panorama son las adquisiciones que ha hecho Intel a través de Ignite en el tiempo reciente, como la compra de Granulate y Cnvrg.io, un par de startup basadas en Inteligencia Artificial para optimizar flujos de trabajo en las empresas.

Asimismo, la compañía ha invertido en otras aplicaciones de esta tecnología en el área de servicios, como restaurantes o vigilancia, y ante la pregunta de si estas innovaciones van a eliminar empleos humanos, Weisfeld menciona que no es un asunto que se pueda detener; sin embargo, concluye que “no es que menos gente esté trabajando, sino que lo hacen de diferentes maneras”.

FUENTE: https://expansion.mx/


Top